Rocío Mejía

Rocío Mejía

Escritora, docente de la UAEM, Maestra en educación.

Voces de la comunidad

El origen de todo o el gran caos

15599391872_9b3cf01c42_k

  Cuando la persona llega a saber lo que es bello, aparece también la noción de lo feo. Cuando llegan a saber lo que es bueno, aparece también la noción de lo malo. De esta manera existencia e inexistencia, lo difícil y lo fácil, lo largo y lo corto, lo alto y lo bajo, permiten conocer mutuamente lo uno y lo otro. Los diferentes sonidos, uniéndose, crean la armonía. De la misma manera, lo anterior y lo siguiente, van uno tras otro armoniosamente. Tao Te Ching, 2500 a. C. Lao Tsé. Tao Te Ching. 2500 a.c. Edición de Vladimir Antonov....

Voces de la comunidad

El despertar de las cenizas

1436241675_hqdefault-480x293Fotograma de Nosferatu de Werner Herzog

¡Es el Tedio! Anegado de un llanto involuntario, imagina cadalsos, mientras fuma su yerba. Lector, tú bien conoces al delicado monstruo. <¡Hipócrita lector –mi prójimo–, mi hermano! Charles Baudelaire   La alcoba se desdibuja entre claroscuros mientras el vampiro avanza como una sombra inquieta. Una mujer cepilla los despojos de la luna que se han insertado en sus cabellos. La bestia aparece frente a ella y, mirando la fragilidad del cisne, el vampiro se desmorona. “Dame un poco del amor que le entregas a Jonathan es para mí la ausencia de amor el dolor más abyecto”, clama el Nosferatus de...

Voces de la comunidad

Entre las ruinas

13765272404_d6b47486de_kSalón de clases en 1893. Fotografía de City of Boston Archives

¿Se va la poesía de las cosas  o no la puede condensar mi vida? Ayer –mirando el último crepúsculo– yo era un manchón de musgo entre unas ruinas. Pablo Neruda   Ansiedad, aletargamiento, opresión en el pecho; ganas de saltar por la ventana, mirar hacia dentro; divagar, hambre, mucha hambre; luz maldita que se refleja en un pizarrón, también maldito; el frío de las paredes de ese cuadrado-salón que muerde las articulaciones; si estiras los pies, ya pateaste al de enfrente; sudor corriendo por las axilas, apestando el ambiente; abulia, te faltan cinco horas más de clase, en el mismo...

Voces de la comunidad

Gracias por compartir

Ilustración de Soizick Meister

Te vi, me has visto. Y ahora, desnuda ya del equívoco de la historia, del pasado tú, amazona en la centella, palpitante de recién llegada sin esperarte, eres tan antigua mía,  te conozco tan de tiempo, que en tu amor cierro los ojos, y camino sin errar, a ciegas, sin pedir nada a esa luz lenta y segura con que se conocen letras y formas y se echan cuentas  se cree que se ve quién eres tú, mi invisible. Pedro Salinas   Mirar al otro. Mirarlo en serio. Detectar sus gestos, emociones, sonidos reveladores en cada palabra para sí, descifrar...

Voces de la comunidad

La bestia interior

Frontispiece_to_Frankenstein_1831Fragmento de la ilustración principal del libro Frankenstein o el moderno Prometeo, edición de 1831.

El silencio es un buen caldo de cultivo para el acoso sexual de los niños. Romper ese silencio es un potente instrumento de curación. Ellen Bass y Laura Davis   Tanto en el pedófilo como en el pederasta hay una bestia interna que clama por satisfacer sus deseos sexuales a través de actividades o fantasías con prepúberes. En el primero, la bestia está latente; en el segundo, libre y hambrienta. Sánchez, Redolar, Bufill, Colom, Vieta y Bueno (2007), señalan en su libro ¿Somos una especie violenta? La violencia humana explicada desde la biología y la piscopatología, que: La pedofilia es...

Voces de la comunidad

La tortura que libera

Dos cuerpos frente a frente son dos astros que caen en un cielo vacío OCTAVIO PAZ El cuerpo es un lienzo infinito en el que se postran manos –pinceles de húmedas intenciones– para plasmar recuerdos de aromáticas caricias; frutales besos que tejen un camino sobre el vientre somnoliento de una luna menguante. El cuerpo es un otoño que no cede a la nostalgia. Es cúmulo de sensaciones nocturnas. Canasto de frutas prohibidas en espera de una boca hambrienta. Hoja en blanco que se deshila en la tinta de un par de ojos ajenos. ¿Por qué, entonces, alguien atentaría contra lo...

Voces de la comunidad

La vida gira sobre un eje podrido

957181_Golpe de Estado en Chile, 11 de septiembre de 1973

La palabra “violencia” llena desde siempre con ácido la boca de todos. Se pronuncia tantas veces como se pueda respirar. Nuestros ojos están acostumbrados a ver en el otro “algo” que atenta contra nuestra seguridad. Nos sentimos atrapados en una red de constantes agresiones que provienen de múltiples direcciones. Y, sea por nuestra herencia biocultural, parece que la única forma de contrarrestar este fenómeno es atacando de manera feroz aquello que nos intimida. Ninguna máxima casa de estudio, instituto político y religioso, escapa de este sentimiento. Esto es porque el ser humano tiene un origen. Los alumnos, maestros y padres...

Voces de la comunidad

Mitos y realidades en la educación media superior: cómo escapar de la utopía

EL SUEÑO DE LA RAZÓN EDUCATIVA SI BIEN LA CONSTITUCIÓN Política de los Estados Unidos Mexicanos en su artículo 3° menciona que: “Todo individuo tiene derecho a recibir educación”, en su apartado II establece los tipos de criterios que deben forjarla, tanto para el nivel básico, como para la media superior: II. El criterio que orientará a esa educación se basará en los resultados del progreso científico, luchará contra la ignorancia y sus efectos, las servidumbres, los fanatismos y los prejuicios. En el mismo apartado, resulta indispensable observar el inciso c y d: c) Contribuirá a la mejor convivencia humana,...

Voces de la comunidad

En algún lugar del sueño hay un paraje maldito

H_P__Lovecraft_by_Abigail-LarsonH. P. Lovecraft por Abigail Larson

Siempre habré de recordar y estremecerme cuando sopla el viento de la noche, hasta que el olvido, o algo peor, me reclame. La ciudad sin nombre, H. P. Lovecraft La noche invernal cierne su aliento sobre la punta de mis dedos. Quisiera escribir sobre la sorprendente habilidad que tienen los alumnos para robar nísperos y sonrisas, o bien acerca del acallado carácter de los jardineros al embellecer los rincones de cada facultad, mas estoy obligada a narrar entre penumbras hechos lúgubres que pueden acechar los pasos de aquéllos que se sienten a salvaguarda dentro de la universidad. El invierno cobija...

Voces de la comunidad

El rincón de las almas astilladas

Y luego que hubo anochecido, se le entreabrieron los ojos. Oh, un poco, muy poco. Era como si quisiera mirar escondida detrás de sus largas pestañas. María Luisa Bombal Ella me mira, con sus ojos juveniles, melados. La pregunta sigue en el aire, ¿de qué trata el cuento? Ella, entrecierra su mirada por instante, parece mirar escondida detrás de sus largas pestañas. “Maestra, no sé de qué trata el cuento, pero, como dice el personaje de Alejandra, yo ‘hubiera querido nacer hombre y que la única sangre que salpicara mis ropas fuera la sangre de los rivales muertos o la...